El legado de Jackie Robinson

El legado de Jackie Robinson

El 15 de abril de 1947, Jackie Robinson debutó en Grandes Ligas (MLB), cambiando el béisbol de Estados Unidos para siempre. Pero su legado no se quedó atrapado en las fronteras de la unión americana, sino que se esparció por todo el continente, especialmente en el área del Caribe.

Como cada año desde 1997, la oficina del comisionado y los 30 clubes de la MLB celebran el “Día de Jackie Robinson” para recordar la fecha en que el intermedista de los Brooklyn Dodgers se convirtió en el primer negro que jugaba en las ligas mayores modernas, quebrando una odiosa barrera racial que se remontaba a más de medio siglo.

En el “Día de Jackie Robinson” todos los peloteros visten el número 42, el único que está retirado de todos los clubes, que usó el mítico pelotero durante su carrera de 10 años. Los Dodgers realizan una ceremonia en casa cada año, en la que participan los familiares del jugador, que falleció en 1972 a los 53 años de edad.

Cuando Robinson enfrentó al pitcher derecho Johnny Sain, de los Boston Braves, en el cierre de la primera entrada de un partido diurno en el Ebbest Field de Brooklyn, se puso en movimiento el carro de la historia. Ese acontecimiento, que habilitó a los afroamericanos, también arrastró a los latinoamericanos, en mayor grado, y a otras minorías, en menor, a la gran carpa.

Share this post

Post Comment